Produce tus propios alimentos

Para muchos de nosotros, que vivimos en pisos de la ciudad con poco espacio, producir parte de nuestros propios alimentos es una utopía. Pero muchas personas disponen de espacio para cultivar un pequeño huerto, a veces tan pequeño como el espacio de un balcón o una terraza. Desde tener una maceta con perejil a cultivar un huerto de media hectárea, hay muchas posibilidades de practicar la relajante actividad del autoabastecimiento de alimentos.

Existen mesas de cultivo especiales que se pueden comprar por Internet, que en algunos casos ascienden a 250 euros. Pero se recomienda empezar con las macetas y jardineras que ya se tengan. Para ahorrarse costes se puede elaborar compost propio con restos orgánicos o se puede intercambiar semillas con otros cultivadores.

Si estás en Madrid, en el Matadero se realizan muchos eventos que te pueden ayudar a iniciarte en la labor. Mira en la Red de Huertos Urbanos Comunicatorios  para acercarse a métodos de huertos y jardinería más ecológicos.

Enlace de interés:

Guía práctica «El balcón comestible» descargable en PDF, es una iniciativa del Ayuntamiento de Las Rozas, Comunidad de Madrid.