Estás en: Fundación Vida Sostenible > Sello de Huella Ambiental FVS

El sello Huella Ambiental FVS promovido por la Fundación Vida Sostenible identifica a aquellos productos, servicios u organizaciones que están comprometidas con el medio ambiente y la economía sostenible. El sello se concede a aquellas entidades, productos o servicios que se hayan sometido al estudio de sus impactos ambientales siguiendo los criterios y metodologías definidas en este documento.

El sello Huella ambiental FVS pretende servir como herramienta de difusión de la iniciativa de Huella Ambiental de la Comisión Europea (publicada mediante la Recomendación 2013/179), estando actualmente en pleno desarrollo. Dado que todavía no se han finalizado los trabajos, es importante que durante este periodo se estimule el desarrollo de iniciativas dentro de este campo, que servirán además para aportar conocimiento al trabajo europeo en un futuro.

El sello Huella Ambiental FVS es una etiqueta ambiental de Tipo III y está dirigido a empresas u otras entidades que estén interesadas en la obtención de declaraciones ambientales para productos, servicios y organizaciones.

La Fundación Vida Sostenible considera que el primer paso para avanzar en criterios de sostenibilidad es disponer de información precisa y objetiva sobre los impactos ambientales asociados a entidades y productos, para poder actuar sobre ellos con criterios y medidas objetivas. Además, considera necesario que los consumidores y usuarios sean capaces de identificar aquellos productos y entidades que se han sometido a un análisis exhaustivo de sus impactos ambientales y disponen de un plan para la reducción de los mismos.

 

HA-los-seis-sellos

El sello Huella Ambiental FVS sirve de referencia tanto para clientes finales como para otras empresas y la propia administración. Ofrece una valoración clara, precisa y fácilmente legible de los impactos ambientales y del comportamiento general hacia el entorno natural del producto, servicio o entidad que ostente el sello.

Metodología de análisis

La principal base metodológica de análisis que lleva a la concesión del sello Huella Ambiental FVS es la redactada y promovida por la Comisión Europea con el nombre de PEF (Product Enviromental Footprint) y OEF (Organization Environmental Footprint).

Según esta metodología la huella ambiental es un indicador medio ambiental que analiza los principales impactos ambientales que se producen durante el ciclo de vida ACV de un producto o atribuibles al funcionamiento de una organización.

La normativa utilizada para el cálculo de la huella ambiental está dirigida por el EPLCA dentro del Comisionado para el Medio Ambiente IES de la Comisión Europea.

La huella ambiental busca homogeneizar y unificar los diferentes certificados y metodologías existentes al respecto dentro de cada país miembro de la UE. La huella ambiental permite a los consumidores y usuarios identificar hasta qué punto la fabricación y uso de un producto o el funcionamiento de una organización tiene un mayor o menor impacto ambiental.

El cálculo de la huella ambiental supone el análisis de catorce impactos ambientales:

1. Acidificación.
2. Agotamiento de ozono.
3. Agotamiento de recursos (agua).
4. Agotamiento de recursos (minerales).
5. Cambio climático.
6. Ecotoxicidad agua dulce.
7. Efectos en la salud humana (cancerígenos).
8. Efectos en la salud humana (no cancerígenos).
9. Elementos respiratorios inorgánicos.
10. Eutrofización terrestre.
11. Eutrofización acuática (dulce y marina)
12. Formación de ozono fotoquímico.
13. Radiación ionizante (humanos).
14. Transformación de la tierra.

Cada uno de estos impactos es analizado utilizando la metodología internacional que la Comisión Europea ha considerado más adecuada en cada caso, estas mismas metodologías son las que se utilizan para la certificación del sello Huella Ambiental FVS promovido por la Fundación Vida Sostenible.

Reglas de categoría sectoriales

Para realizar los estudios de forma homogénea, las iniciativas de etiquetado ecológico tipo III, como el presente sello, exigen el desarrollo de unas guías que sirvan como pautas para realizar estos estudios. En el caso de la huella ambiental se denominan Reglas de Categoría de Huella Ambiental de Producto y Reglas Sectoriales de Huella Ambiental de Organización (RCHAP y RSHAO).

Estas Reglas permiten, para cada tipo de producto, definir de forma más específica cómo ha de realizarse  el análisis de la huella ambiental, focalizándose en los parámetros más importantes a estudiar en cada tipo de producto/área. En el caso de la iniciativa huella ambiental FVS se elaborarán estas reglas para cada uno de las organizaciones o productos involucrados siempre y cuando no hayan sido publicadas las correspondientes reglas por los grupos de trabajo de la Comisión Europea, las cuales tendrán prioridad.

Por el momento se encuentran en fase de borrador pero serán en todo caso la referencia para el sector concreto. Pueden consultarse aquí: http://ec.europa.eu/environment/eussd/smgp/dev_methods.htm

Criterios de sostenibilidad

Alcance de los estudios

Para ajustarse a la definición de huella ambiental de la Comisión Europea el alcance de los estudios a realizar será siempre, en el caso de productos, “de la cuna a la tumba” lo que incluye el estudio de las fases de uso y fin de vida. Para las organizaciones se podrá optar por un enfoque de control o de participación en cada análisis.

En el proceso de análisis necesario para la obtención del sello será imprescindible la realización del análisis del ciclo de vida ACV conforme a la normativa ISO 14040. Este análisis se adjuntará al informe de resultados y permite identificar de forma gráfica cuáles han sido los procesos, materiales, etapas de transporte y residuos que han sido tenidos en cuenta en el estudio de la huella ambiental.

Unidad funcional de los estudios

Dado que el objetivo del sello Huella Ambiental FVS es su difusión general como sello de sostenibilidad, es necesario que los usuarios y el público en general identifique los valores presentados con el producto que está adquiriendo. Es por ello que el análisis de huella ambiental ha de desarrollarse con respecto al producto que se está adquiriendo, teniendo en cuenta sus fases de uso y disposición final. En el caso de organizaciones, el análisis se realizará en base a los datos correspondientes al funcionamiento de la entidad a lo largo de un año natural que se incluirá en el sello. Para el estudio de servicios y eventos es muy importante que se describa claramente dentro de qué ámbito y alcance se ha realizado el estudio.

Normativa de referencia y periodo de validez

Normalización, agrupación y ponderación

El deseo de la Fundación Vida Sostenible es ofrecer la información siguiendo criterios objetivos y con los menores filtros posibles, por ello no se realizarán ponderaciones.  Además de las categorías de impacto, se incluirán los valores normalizados por separado, de acuerdo a los valores desarrollados por el Joint Research Centre y reconocidos por la Comisión Europea. Siendo conscientes de que esto puede complicar la comprensión de los resultados, resulta imprescindible que el informe adjunto al estudio describa y justifique los resultados en bruto obtenidos, utilizando un lenguaje cercano que pueda ser comprendido por el público general.

Fundación Vida Sostenible desea que los usuarios y consumidores sean conscientes de que el hecho de que una empresa se someta a un análisis detallado de los impactos ambientales asociados a uno de sus productos o que una organización analice sus procesos, supone un esfuerzo y compromiso suficiente como para que dicho producto o entidad sea identificado con un sello de calidad medio ambiental.

Normativas y estándares de referencia

Como se ha comentado con anterioridad, la base principal para el estudio de la huella ambiental necesaria para la obtención del sello Huella Ambiental FVS será la normativa sobre PEF y OEF publicada por la Comisión Europea. Para la realización de los análisis de ciclo de vida correspondientes se seguirá la normativa ISO 14040 además de la ISO 14025, ya que el  sello “Huella Ambiental FVS” se encuentra dentro de las denominadas declaraciones ambientales Tipo III.

Periodo de validez del sello

El sello tiene una validez de tres años y debe ser renovado para comprobar si se han producido modificaciones en la evaluación de los impactos ambientales. Por eso se incluye el año de su emisión dentro de la información mostrada en el sello. Si antes de cumplirse dicho periodo de tres años se produjeran importantes cambios en el ciclo de vida del producto analizado o en la organización, que permitan suponer que alguno de los impactos ambientales ha variado por encima del 5%, deberá realizarse de nuevo el estudio para la renovación del sello y sus valores de impacto ambiental e informes asociados.

 Herramientas utilizadas

Para asegurar la fiabilidad de los datos obtenidos, los factores de impacto ambiental que servirán de base para los cálculos serán directamente los procedentes de bases de datos internacionales reconocidas como ELCD y ECOINVENT o adaptaciones de estos factores para ajustarlos a la realidad de los procesos y materiales utilizados en cada producto u organización analizados.

Dada la complejidad de las metodologías para el análisis de cada impacto ambiental es necesaria la utilización de un software profesional para la implementación de los cálculos. En los estudios realizados para la obtención del sello Huella Ambiental FVS se utilizará el software profesional para ACV Air.e LCA integrado con las bases de datos ECOINVENT y ELCD. Los informes generados por esta herramienta con el detalle de los cálculos formarán parte del informe adjunto al sello Huella Ambiental FVS.

Diferencias entre huella ambiental, ecológica, carbono e hídrica

La huella ambiental presenta una visión global del impacto sobre el medio ambiente de un producto u organización; mientras que la huella de carbono se centra en el cambio climático cuantificando las emisiones de GEI (gases de efecto invernadero). Por otro lado, la huella hídrica analiza y cuantifica el uso del agua siguiendo diferentes metodologías; mientras que la huella ecológica es un concepto desarrollado hace tiempo por el Global Footprint Network para indicar la superficie de aire, tierra y agua ecológicamente productivos necesarios para producir los recursos consumidos por una población o grupo y asimilar sus residuos.

El estudio de la huella ambiental supone e incluye el cálculo de la huella de carbono conforme a la normativa ISO 14067 o ISO 14064 y el cálculo de la huella hídrica conforme a la ISO 14046 del producto o la organización analizado.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Facebook IconYouTube IconTwitter IconLinkedInLinkedIn