Estás en: Fundación Vida Sostenible > Informe > Residuos > Eliminación de residuos > Vertedero > Exportación ilegal de basura

Residuos

Exportación ilegal de basura

Julio 2014

En 2008 ya se conocía la existencia del tráfico ilegal de residuos desde Europa hacía países menos desarrollados, como Asia y África. Según un informe presentado al Parlamento holandés, en ese mismo año, por el Ministerio de Medio Ambiente, el 15% del transporte de residuos quebranta las normas comunitarias y en el 6% de los casos, los cargamentos son del todo ilegales.

Algunos de los ejemplos conocidos son el caso de un contenedor hallado en el puerto de Rotterdam lleno de botellas nuevas, la documentación parecía en regla, pero una revisión mostró la presencia de un papel adherido al recipiente de difícil reciclaje -los países en desarrollo no cuentan con los medios para ello- y que no había sido notificado.

También el caso de unas neveras usadas con destino a India, que tenían intacto el motor con el líquido refrigerante dentro, el denominado Clorofluorocarbono (CFC). Un electrodoméstico así no puede enviarse a países en desarrollo sin medios para tratar un producto que destruye la capa de ozono. Los países en alza necesitan materias primas y los africanos reclaman desechos para su desguace o reutilización aunque en condiciones laborales ínfimas.

El 15 de julio de 2009 se localizó un cargamento en el Puerto de Santos en Sao Paulo, Brasil, con 25 contenedores de residuos peligrosos -más de mil toneladas de jeringas, profilácticos, papeles, plásticos, medicinas caducadas…- procedentes de Inglaterra. Anteriormente se habían localizado otros 48 contenedores de basura doméstica en Río Grandes, 40 en Puerto de Río Grande, y otros 8 varados en la aduana de Caxias. Brasil sabía que existían antecedentes de desvío de residuos y su deposición en otros países, como África y Asia, aunque desconocía que hubiera llegado a su país. 



Los navíos con la carga partían de Inglaterra, hacían escala en Bélgica y desde allí navegaban directo a los puertos brasileños, donde atracaban como si llevaran productos importados por dos empresas del sur de Brasil. 



El Instituto Brasileño de Medio Ambiente castigó esta acción con multas de unos 150.000 euros a cada una de las partes implicadas -dos importadoras y tres transportadoras, en este caso-. Además obligaron a las empresas a devolver la basura ilegalmente exportada a su país de origen en un plazo máximo de 10 días -los primeros 40 contenedores salieron ese mismo 3 de agosto desde Brasil-. 



Como resultado de este episodio se creó una Comisión Interministerial de Lucha contra la Delincuencia y las Violaciones Ambiental (CICC), formado por el Ministerio de Medio Ambiente, la Policía Federal y la Fuerza Nacional, con el fin de controlar la entrada al país de basura ilegal y otros temas ambientales. La propuesta es aumentar el número de dispositivos que identifican el contenido dentro de los contenedores. 


En 2010 la India se alzó como segunda potencia tecnológica a nivel mundial, representando el 40% del mercado informático mundial. Sin embargo, ciudades como Mumbai, Delhi, Calcuta o Bangalore se han convertido en el basurero electrónico mundial, ya que el 95% del reciclaje de todos los equipos los llevan a los barrios pobres del extrarradio de las ciudades mentadas. 



La producción de equipos electrónicos ha aumentado a un ritmo vertiginoso durante estos últimos años, y por lo tanto, también lo ha hecho su consumo, lo que ha derivado en el aumento de este tipo de residuos -En 2007 existían 380.000 toneladas de basura electrónica en India-. Pero el reciclaje no oficial genera sólo en Delhi 286 millones de euros. Los beneficios de la basura electrónica salen de la reventa de piezas de metal, incluso oro, de los ordenadores viejos, placas base y chips. 



Estas ciudades no sólo reciben la basura electrónica de su propio país si no que países desarrollados como EEUU y Reino Unido envían a India su basura. Cada año la cantidad asciende a 50.000 toneladas, de las cuales una parte llega de forma ilegal. Además, el hecho de atravesar la frontera no suponía demasiado problema para los equipos electrónicos. Muchas veces en la aduana desconocían como identificar el comercio ilegal porque la definición de equipo electrónico es bastante ambigua y no lo frenaban. 



Sin embargo, existen empresas -aunque es una minoría- que cumplen la normativa, como Ash Recyclers, una fábrica de reciclaje de basura electrónica con sede en Bangalore declaran ser una compañía sostenible, con conciencia ecológica pues cumplen los estándares mundiales en la gestión y reciclaje de basura electrónica. Además siguen la directiva europea WEEE sobre reducción, reutilización y reciclaje. Las empresas del sector elaboraron un borrador sobre el manejo adecuado de la basura electrónica que fue enviado al Ministerio de Medio Ambiente, pero India sigue siendo un país de contrastes. 



Un estudio realizado en 2012 en Ghana, reveló una contaminación por plomo, cadmio y otros contaminantes perjudiciales para la salud de más de 50 veces por encima de los niveles libres de riesgo. 



Se calcula que, por ejemplo, 100.000 teléfonos móviles pueden contener unos 2,4 kilos de oro, equivalentes a 130,000 dólares, más de 900 kilos de cobre, valorados en 100.000 dólares, y 25 kilos de plata igual a 27.300 dólares. 



Los envíos al extranjero de basura electrónica están prohibidos por acuerdo internacional, sin embargo algunos empresarios envían muchos de estos residuos a África y Asia en contenedores de carga, junto con equipos nuevos, cuya importación sí está permitida. 



Según un nuevo informe publicado en 2013 de la ONU, la cantidad global de basura electrónica crecerá un 33% en 2017. Y al analizar la cantidad de este tipo de residuos que se envían a los países en desarrollo -sobre todo al oeste de África y a Asia-, casi 1 de cada 3 contenedores de desechos procedentes de la UE transportan residuos electrónicos ilegales. La Agencia Europa de Medio Ambiente estimó que entre 250.000 toneladas y 1,3 millones de toneladas de productos eléctricos usados se envían de la UE al extranjero cada año. 



La existencia de vertederos ilegales en países en desarrollo tiene difícil solución, porque beneficia a los países ricos, que eliminan sus residuos y a los países pobres, que les supone una posible fuente de ingresos.

Fuentes: 


 elpais.com, 28 junio 2008
ABC, 25 julio 2009

EPTV.com, 27 julio 2009
IBAMA, Julio y Agosto 2009

univision.com, 21 agosto 2009
El País, 21 enero 2010
elmundo.es, 31 octubre 2011
actualidad.rt.com, 13 diciembre 2013

2 comentarios sobre
Exportación ilegal de basura

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Facebook IconYouTube IconTwitter IconLinkedInLinkedIn