Servimos informacin al público para ayudarle en su viaje hacia una vida sostenible.
Ahora la Fundacin Vida Sostenible necesita tu ayuda.

Puedes hacer una donación aquí

Energa y la contaminacin del aire

Energa renovable

Energa de la biomasa

Energa de los residuos para la autosuficiencia (Noviembre-2009)
Espaa
Energa de los residuos para la autosuficiencia (Noviembre-2009)

El asesor de la Fundacin Tendencias Econmicas y asesor de varios presidentes de Gobierno en todo el mundo, Jeremy Rifkin, defendi en una conferencia reciente que los hogares y las pequeas y medianas empresas pueden generar su propia energa de los residuos y almacenarla en bateras.

El problema de las fuentes sostenibles de energa, ha explicado, es cmo almacenarla, y ha apuntado al hidrgeno como solucin. Una vez sta consiga almacenarse, el economista estadounidense considera que la red energtica podr convertirse en una red de redes como Internet, en la que cada uno pueda producir su propia energa, almacenarla, compartirla y enviarla a otras partes del planeta.

La idea del aprovechamiento energtico de los residuos no es nueva, aunque Espaa est a la cola de Europa. En la actualidad hay 11 plantas que generan electricidad a partir de residuos orgnicos y plsticos, cuatro de ellas ubicadas en Catalunya. El presidente del Instituto para la Sostenibilidad de los Residuos, Carlos Martnez, seala que "tirar la parte orgnica en el vertedero no es muy inteligente, es como vaciar un camin de fuel-oil en un agujero; es dilapidar una fuente de energa". Si en Espaa se destinaran todos los residuos urbanos y plsticos no reciclables a la produccin de energa se podra obtener el 8% de la que consume el pas, y ya que son desechos, mejor aprovecharlos que enterrarlos.

En Espaa el 20% de los residuos plsticos se recicla, pero tan slo el 13% de los plsticos se destina a producir energa, frente al 79% en Dinamarca, el 76% en Suiza o ms del 60% en Alemania, Suecia o Blgica. La directora de Cicloplast, una sociedad sin nimo de lucro integrada por todas las empresas del sector, Teresa Martnez, explica que "hay que reciclar todo lo que se pueda, y el resto de plsticos convertirlos en electricidad, calor o combustible verde".

La directiva europea de residuos establece que el envo de plsticos a valorizacin energtica es preferible a que se destinen a vertederos, donde no se consigue ningn aprovechamiento. En Espaa, el 67% de los plsticos va a vertederos, cifras similares a Italia, Reino Unido o Portugal. Sin embargo, en Suiza ningn plstico va a vertederos, y en Dinamarca, tan slo el 3%. La directiva recoge una jerarqua para los residuos: primero la reutilizacin, segundo el reciclaje, tercero la obtencin de energa y, en ltimo caso, el vertedero.

Una de las objeciones sociales a la quema de plsticos para la obtencin de energa es la emisin de contaminantes. Sin embargo, desde Cicloplast aseguran que todas las plantas en Espaa tienen filtros para evitar las emisiones. "Es ms contaminante vivir al lado de un fumador que de una planta de valorizacin", comentan.

El poder calorfico del plstico es similar al del gas natural o el fuel-oil, y mucho ms que el del carbn, la madera o la basura domstica. As, el plstico rinde 45 megajulios por kilogramo (MJ/kg), frente a 46 del gas natural, 43 del fuel-oil, 28 del carbn, 16 de la madera y 8 MJ/kg de la basura domstica.

En el sector agroganadero hay ya experiencias de autosuficiencia en energa, con produccin y consumo dentro de la granja. En Alemania, Austria, Dinamarca o Suecia, los materiales orgnicos residuales de las actividades agroalimentarias, como estircol, purines, y residuos de frutas, vegetales, carne o pescado, se convierten en biogs.

Espaa es el primer pas de la Unin Europea en superficie de cultivo, el cuarto en produccin ganadera y el quinto en produccin alimentara a nivel industrial, con lo que la cantidad de materias orgnicas disponibles para biogs es enorme. El potencial de generacin total en Espaa es de 8.000 millones de metros cbicos al ao de biogs agroindustrial, pero la cantidad disponible en la actualidad es de 2.600 millones de m3 anuales. La diferencia entre ambas cifras se explica porque del potencial terico se ha estimado la viabilidad tcnica y econmica en la recogida, transporte y almacenamiento, y se ha descontado lo que ya se emplea en otros usos, como la produccin de compost o alimentacin de ganado, segn datos del proyecto Probiogs, coordinado por el centro de innovacin Ainia.

En Valencia, Ainia desarrolla uno de los proyectos de demostracin en la Granja San Ramn, donde se pretende producir biogs agroindustrial a partir del estircol de ganado vacuno y de residuos ctricos, que pueden generar cuatro millones de kilovatios anuales, la electricidad equivalente al consumo de 307 viviendas en un ao. Adems, con este biogs se evitara la emisin de 2.808 toneladas de CO2 al ao, frente al empleo de combustibles fsiles.

Rifkin vaticina que dentro de 25 aos se construirn millones de viviendas, oficinas, centros comerciales, parques industriales y tecnolgicos que servirn como plantas energticas, adems de como hbitats. Estos edificios recogern y generarn energa procedente del Sol, el viento, la basura, los residuos agrcolas y forestales, las olas y las mareas, as como energa hidroelctrica y geotrmica, suficiente para abastecer sus propias necesidades energticas, adems de poder compartir el excedente. Adems de producir energa renovable a escala local y para el autoconsumo, los edificios dispondrn de contadores inteligentes, que permitirn que los productores locales revendan con mayor eficacia su energa a la red energtica principal, haciendo que el flujo de electricidad sea bidireccional.

 

Conceptos relacionados
[Biomasa]  [Biocombustible]  [Energa renovable

Fuentes:
Aragn Digital, 1 de septiembre de 2009
Pblico, 10 de noviembre de 2009

informacion@vidasostenible.org © 2005 Fundación Vida Sostenible | XHTML  CSSSuscríbete a los feeds de este canal