Servimos informacin al público para ayudarle en su viaje hacia una vida sostenible.
Ahora la Fundacin Vida Sostenible necesita tu ayuda.

Puedes hacer una donación aquí

Desarrollo sostenible

Estrategias e iniciativas

Estrategias e iniciativas de Espaa

Paralizacin de obras por su impacto ambiental (Marzo-2009)
Espaa
Paralizacin de obras por su impacto ambiental (Marzo-2009)

Los jueces estn perdiendo el miedo a paralizar grandes obras, a menudo pblicas, para salvar un rbol o un animal protegido. Hay casos extremos, como el que protagoniz el mircoles el Tribunal Superior de Justicia de Canarias al suspender de forma indefinida las obras del puerto de Granadilla (en Tenerife, ms de 300 millones de inversin prevista) para preservar una alga protegida.

Pero hay muchos ms. El oso pardo par la estacin de esqu de San Glorio; el hotel del Algarrobico es ilegal y el juez considera que la Junta manipul los planos de un parque natural para permitirlo; uno de los mayores proyectos elicos fue anulado por estar en zona de urogallo; la cigea negra impidi la urbanizacin en Las Navas del Marqus, y un ex consejero de Murcia fue detenido (el 4 de marzo de 2009) por la recalificacin de una zona con guila perdicera y tortuga mora. David vence cada vez ms a Goliat.

El fiscal coordinador de Medio Ambiente y Urbanismo, Antonio Vercher, considera que algo se mueve: "Claro que hay un cambio. Tenamos las leyes y ahora cada vez ms tenemos las sentencias". En 2006, las fiscalas de Medio Ambiente y Urbanismo lograron 295 condenas; en 2007 la cifra fue de 407 y la cifra sigui previsiblemente subiendo en 2008.

Actuaciones en Canarias

Hay varios factores que explican este cambio de tendencia. Y el caso canario rene varios de ellos. El tribunal estim la peticin de los ecologistas de Ben Magec, que denunciaron que la Consejera de Medio Ambiente vulner su propio decreto al descatalogar una pradera submarina frente el puerto. Dicho decreto, de 2001, exige razones cientficas para descatalogar cualquier especie protegida. Pero la desproteccin se hizo slo para poder construir el puerto de contenedores, con el que Canarias quera convertirse en puente entre Europa, frica y Amrica.

En la planta submarina canaria, los tcnicos de Medio Ambiente Jos Martn Esquivel y Leopoldo Moro Abad no avalaron la decisin de sus superiores de desproteger el sebadal frente al puerto. Ellos defendieron que hacerlo no obedeca a "razones biolgicas ni de conservacin de la especie". Su informe ha sido clave en la paralizacin de la obra.

Esto demuestra que los tcnicos empiezan a comparecer ante la justicia por sus dictmenes y, por otra parte, que la Administracin a menudo consider estos temas como obstculos menores, en los que bastaba con alterar un plano o emitir un dictamen para eludir la normativa ambiental.

El caso es el tpico en el que una Administracin se pilla los dedos con su propia ley. Alguien en Medio Ambiente elabora una norma estricta y nadie prev las consecuencias. Puede que incluso la declaracin del espacio protegido le sirva a esa misma Administracin para ponerse medallas sobre su apuesta por el medio ambiente. Aos despus esa norma es incompatible con algn proyecto de la comunidad.

El catedrtico de Derecho Administrativo de Len Carlos Gonzlez Antn explica que es un caso frecuente: "Se declaran Zonas de Proteccin para las Aves y Lugares de Inters Comunitario y creen que eso slo sirve para ponerlo en un mapa. Se enorgullecen de la cantidad de espacios protegidos que tienen y luego intentan saltrselo". La Junta de Castilla y Len ha copiado una estrategia que ya siguieron Murcia o Baleares y ha comenzado a aprobar por ley sus grandes proyectos. As consigue que slo el Constitucional los pueda anular.

Actuaciones en Tenerife

La alegra de los ecologistas con el auto que paraliza Granadilla es total, entre otras cosas porque no les han pedido fianza. La Autoridad Portuaria (Canarias y Gobierno central) pidi que los ecologistas avalasen su peticin con 31,873 millones de euros por los daos que poda causar la paralizacin. El tribunal admite que al parar la obra -que ya estaba en marcha- puede ocasionar graves perjuicios, pero que ese dao "no puede prevalecer sobre el riesgo de daos al medio ambiente".

En los ltimos aos han conseguido la implicacin de universidades e investigadores. En teora estaban por la conservacin, pero en la prctica se mojaban poco. Ahora cada vez apoyan ms los recursos ecologistas.

As ocurri en el caso del alga de Granadilla, la seba, por la que cientficos del Consejo Superior de Investigaciones Cientficas CSIC han pedido al Ministerio de Fomento que paralice la obra. El auto del tribunal canario que deja en suspenso la obra admite que las dos partes -ecologistas y Administracin- presentaron "slidos argumentos".

Actuaciones en Madrid

Doreste es coordinador del rea legal de Ecologistas en Accin en la que colaboran unos 50 abogados. Consigui una sentencia en la que se declaraba ilegal la duplicacin de una carretera de la Comunidad de Madrid por hacerse sin declaracin de impacto ambiental. Pero cuando lleg el fallo ya era tarde. La Justicia haba exigido a Ecologistas en Accin una fianza de 497.367 euros que no pudieron reunir y Madrid construy la carretera.

Actuaciones en Castilla y Len

En junio de 2008, la Sociedad Espaola de Ornitologa recurri un parque elico en una zona protegida de urogallos en Len. Present informes tcnicos en los que se suele incluir los censos de la especie y los nidos localizados por GPS. El juez accedi a paralizar las obras. "La urgencia requerida parece de una claridad meridiana", seal sobre el perjuicio a esta especie en peligro.

En el recurso contra la estacin de esqu de San Glorio (en la Cordillera Cantbrica, en una zona en la que vive una de las dos nicas poblaciones de oso pardo autctono) los ecologistas incluyeron informes de la Universidad de Len o del CSIC.

El tribunal les dio crdito y, en abril de 2008, admiti que, como sealan los informes cientficos, "es muy dudosa la viabilidad econmica" de la estacin "por el cambio climtico". De nuevo, el tribunal consider que la Junta de Castilla y Len haba aprobado la estacin en contra de su propia normativa.

Muchos de los abogados de los ecologistas trabajan en su despacho de da y sacan tiempo para llevar gratis asuntos de medio ambiente. Algunos salen al campo por aficin y quieren preservar los lugares que aman. Es el caso de Mario Gmez, un letrado que ha llevado el caso del refugio de cigeas de Las Navas del Marqus (vila). El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y Len anul la urbanizacin, entre otras cosas, porque invada una zona de cra de la cigea negra, una especie en peligro de extincin.

Gmez, que representa a la asociacin Centaurea, participa en el proceso penal para ver si hubo prevaricacin en la aprobacin de los 1.600 chals y los hoteles y el campo de golf a costa de talar 34.500 pinos maduros. En el procedimiento est imputado el ex director general de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y Len, Mariano Torre, entre otros altos cargos, y, lo ms relevante, 14 tcnicos que en algn momento avalaron con su firma el proyecto. Alguno de ellos lo hizo contradiciendo sus informes previos.

En Palencia, un tribunal investiga la manipulacin de un informe de la Universidad de Valladolid para construir dos presas de riego. Los informes originales, encargados por la empresa pblica Tragsatec, alertaban de que tendran impacto en el ecosistema pero los que aparecieron en el expediente, pese a ser idnticos, ofrecan conclusiones distintas.

La Asociacin Ros con Vida lo denunci al juzgado y el12 de febrero de 2009 uno de los autores del informe declar ante el juez que, en efecto, su estudio ofreca conclusiones distintas sobre el "efecto barrera para la emigracin de las truchas". En el original pona que el impacto sera "severo y permanente". En el que sell la Junta de Castilla y Len y que sirvi para autorizar las presas figura como moderado.

A raz del caso de Las Navas del Marqus, algunos funcionarios se cuidan a la hora de firmar determinados dictmenes. "Ya no aprobamos nada en lo que haya dudas. Todo el mundo lleva mucho cuidado", explica un miembro de la comisin de prevencin ambiental de vila.

Actuaciones en Murcia

En la investigacin de la recalificacin de La Zerrichera (Murcia), un paraje de 253 hectreas, en parte protegido, hay imputados dos cargos intermedios que colaboraron en la autorizacin de 4.000 viviendas, un hotel de lujo y un campo de golf. Jos Mara Rdenas, subdirector de Vivienda y Urbanismo, firm en junio de 2005 contra la recalificacin pero meses ms tarde la apoy. El ltimo imputado en la causa (hay diez cargos en ella) fue el ex consejero de Medio Ambiente y ex delegado del Gobierno del PP en Murcia, Francisco Marqus.

Actuaciones en Almera

El hotel del Algarrobico, en Carboneras (Almera) era legal a los ojos de la Junta de Andaluca del PSOE. Y lo era pese a estar en un terreno protegido en un parque natural y a slo 20 metros del mar. Que estaba en el parque natural, el del Cabo de Gata, se vea al pasar por all, ya que una seal lo explicaba. Y as constaba en el Boletn Oficial que delimit los usos del parque.

Sin embargo, la Junta sostuvo durante aos que el terreno era urbanizable. El 11 de marzo de 2008, en un escrito al juzgado, el jefe de gabinete de planificacin de la Junta, Antonio Garzs, explic que la calificacin como zona no urbanizable originalmente fue "un error" y que lo rectificaron "por va de hecho", cambiando los planos pero sin publicarlo en ningn boletn oficial. El juez que ilegaliz el hotel consider que esa "burda maniobra" dio "apariencia de legalidad a lo que es manifiestamente ilegal". La fiscala se ha visto obligada a investigar la modificacin de los planos despus de archivar una denuncia similar.

Los casos son tan flagrantes que demuestran la impunidad con la que durante aos se ha retorcido la legislacin ambiental. El presunto cabecilla de la trama corrupta que ha investigado el juez Baltasar Garzn, Francisco Correa, declara en una de las grabaciones aportadas al sumario, al hablar de un plan urbanstico: "Hay un tema medioambiental que lo desbloqueo yo". Esa frase resume el sentir de muchos de los promotores, que siempre prefirieron los enclaves protegidos.

Fernando Jimnez, profesor de Ciencia Poltica de la Universidad de Murcia y experto en corrupcin, afirma que es pronto para ser rotundo, pero que comienza a percibir "cierto hartazgo profesional" contra estas prcticas.

Por eso Gmez, el abogado de Las Navas del Marqus, reduce el optimismo: "Tenemos leyes de medio ambiente muy estrictas y amplias. La inmensa mayora son directivas europeas, que a veces son muy avanzadas. Los jueces han tardado aos en aplicarlas y ahora que empiezan a hacerlo a veces chirra al encontrarse con una sociedad que no siempre est en esa sintona".

Adems, sobre muchos de estos proyectos paralizados por el impacto ambiental, sobrevuela la sombra de una corrupcin ms profunda: "A veces slo llegamos a ver el fallo en el trmite ambiental, que ha dejado rastro, pero te queda un halo de sospecha, debido al dinero que se mueve en estas obras", resume Gmez.

La Reina visit el paraje protegido de Las Mdulas, en Len. All contempl con sorpresa cmo una enorme cantera destacaba el paisaje. Era el 16 de septiembre de 1999. "Los romanos hicieron estas canteras [el paraje es resultado de las explotaciones de oro romanas] y estas son las que hacemos ahora", le explic, azorado, un funcionario que la acompaaba en la visita. La cantera es propiedad de la empresa Catisa, y el 27 de febrero de 2009, el juzgado acept la peticin de la fiscala de paralizar cautelarmente la obra por su impacto sobre el medio ambiente. Han pasado casi 10 aos de la visita de la Reina y la empresa sigue funcionando pese al veto judicial. Igual que la empresa de Huelva Fertiberia sigue activa pese a tener una orden de Costas que insta a su paralizacin.

La siguiente asignatura de estos abogados es hacer cumplir las sentencias en toda su dureza, ya que la ejecucin se puede demorar durante aos. El Ministerio de Medio Ambiente ha desistido de la expropiacin del Algarrobico con el argumento de que el abogado del Estado as se lo aconsej en noviembre pasado. Sin embargo, el ministerio contest al diputado de ICV, Joan Herrera, el 2 de febrero de 2009 que la expropiacin "se segua tramitando". Declarar ilegal las obras ha sido un paso complicado; tirarlas ser uno de gigante.

 

Conceptos relacionados
[Construccin]  [Desarrollo sostenible]  [Gestin del territorio]  [Impacto]  [Urbanismo

Fuentes:
El Pas, 6 de marzo de 2009

informacion@vidasostenible.org © 2005 Fundación Vida Sostenible | XHTML  CSSSuscríbete a los feeds de este canal