Estás en: Fundación Vida Sostenible > Informe > Sociedad y Medio Ambiente > Desarrollo sostenible > Estrategias para la sostenibilidad > Refugiados climáticos: naciones que tienen por hogar un pasaporte

Efectos del cambio climático

Refugiados climáticos: naciones que tienen por hogar un pasaporte

English version

AOSIS1000
Imagen: AOSIS (Alliance of Small Island States) http://aosis.org/

¿Qué son los refugiados climáticos? 

 A pesar de la prevalencia del cambio climático, la amenaza inminente de una crisis de refugiados por el clima sigue siendo en gran parte descuidada por la comunidad internacional. Según el derecho internacional, no existe una definición o categoría oficial para los refugiados climáticos. Sin embargo, un refugiado climático puede ser definido como una persona desplazada debido a desastres ambientales, como el aumento del nivel del mar, las sequías, la desertificación y el clima severo. Según el Internal Displacement Monitoring Centre (Centro de Seguimiento de Desplazamientos Internos), desde 2008 casi 26.4 millones de personas por año se ven obligadas a reubicarse debido a desastres naturales. No obstante, el debate sobre si los refugiados ambientales cumplen los criterios legales para ser refugiados –que la Convención de Ginebra define como personas que huye de la persecución o el conflicto –revela la falta de conciencia y acción para con este problema.

Impacto del cambio climático

Dentro del vasto Océano Pacífico hay varios países insulares que son víctimas del cambio climático, poniendo en peligro a sus habitantes y el paisaje. A través de la liberación de dióxido de carbono, la temperatura global aumenta, aumentando gradualmente el nivel del mar y calentando los océanos. Dado que la elevación media de muchas islas del Pacífico, como las Islas Marshall, Tuvalu y Kiribati, es inferior a tres metros, las condiciones producidas por el cambio climático ponen en peligro la existencia de estas islas. A medida que el océano se calienta, afecta al ecosistema marino del que los isleños dependen en gran medida. Con la subida del nivel del mar, la inundación ocurre con frecuencia, dañando la infraestructura, erosionando la costa, y matando a gentes y ganado. Estos niveles crecientes también pueden contaminar las fuentes de agua dulce a medida que el agua del mar se infiltra en ellas, impidiendo condiciones de vida saludables. Sin embargo, la mayor amenaza del aumento del nivel del mar es su capacidad para hundir gradualmente estas islas, dejando a los isleños apátridas y destruyendo un pedazo de la Tierra.

Estudio de caso – Islas Marshall

Una cadena minúscula de 34 islas y atolones en el Océano Pacífico, las Islas Marshall se enfrentan a la inminente amenaza del cambio climático -de desaparición de su nación- que a menudo es ignorada por la comunidad internacional. Mientras que los Estados Unidos y otros principales contaminadores se benefician de los combustibles fósiles, ignoran las repercusiones físicas soportadas por las Islas Marshall, que tienen una elevación media de dos metros. A lo largo de estas islas, las mareas gigantes y las olas más grandes, engullen pueblos, inundan calles y destruyen hogares e infraestructura. Como resultado, los marshallenses se ven obligados a prepararse para la destructiva realidad del cambio climático. Sin embargo, la importancia de mantener el paisaje y la cultura de estas islas con frecuencia olvidadas no sólo es crucial para los marshallenses, sino para el mundo en su conjunto.

Dentro de la cultura de las Marshall, el paisaje de la isla conecta a sus habitantes con sus antepasados ​​y refuerza su identidad, impidiendo a muchos abandonar su país. La pérdida potencial de sus puntos de referencia puede poner en peligro la existencia de la identidad y cultura marshallenses. Aunque la preservación cultural, una forma de adaptación al clima, ocurre en las islas y en la diáspora, resulta ineficaz sin el paisaje, impidiendo a las generaciones futuras abrazar plenamente su cultura propia. Además, como resultado de las condiciones meteorológicas severas y el aumento del nivel del mar, numerosos marshallenses ya han emigrado a otros países. Sin embargo, al dejar los hitos que son vitales para su cultura, muchos marshallenses sucumben a la asimilación, provocando que la migración en respuesta al cambio climático sea la gran amenaza inminente para la cultura de las islas.

Puesto que la pérdida de las Islas Marshall y de su cultura podría producir una crisis de refugiados y perjudicar la diversidad cultural mundial, es obligación del resto del mundo reconocer gradualmente el impacto del cambio climático. A medida que las islas se hunden lentamente, los marshallenses buscan un nuevo hogar, obligando a los países a responder a las consecuencias del cambio climático. Por ejemplo, debido al Acuerdo de Libre Asociación de 1986, los Estados Unidos establecieron bases militares en las islas a cambio de la posibilidad para los marshallenses de emigrar a América, obligando inevitablemente a los líderes estadounidenses a considerar el impacto de esa migración. Sin embargo, como la potencial eliminación de la cultura de las Marshall prevalece, amenaza la existencia de su riqueza cultural y pone en peligro sus tradiciones e historia. Por lo tanto, a pesar de que las Islas Marshall son pequeñas e insignificantes para los países industrializados y poderosos, su cultura y desplazamiento amenazan la diversidad cultural global y provocan una crisis de refugiados como resultado de la producción de dióxido de carbono de estos países.

Aunque las Islas Marshall están aplicando estrategias de adaptación al clima, existen varias maneras en que las personas pueden ayudar a reducir la huella de carbono de la Tierra. A diferencia de otros que enfrentan la amenaza existencial del cambio climático, las Islas Marshall han optado por no comprar tierras para el reasentamiento. Al elegir luchar contra su posible desaparición para salvaguardar su tierra y su cultura, las islas construyen diques, la única barrera que los protege de las inundaciones que asolan sus asentamientos. También se están llevando a cabo otras políticas a corto plazo, como la posible creación de un vertedero y un sistema de alerta temprana. Al utilizar las Naciones Unidas como plataforma política, los habitantes abogan por la reducción de las emisiones de carbono de los principales contaminadores. Independientemente de la distancia entre el hogar de alguien y estas islas, cada individuo tiene la capacidad de ayudar a paliar el cambio climático a través de estos sencillos consejos:

• Ponte en contacto con representantes políticos para exigir medidas sobre el cambio climático

• Elige energía renovable

• Se más eficiente energéticamente

• Selecciona el sistema de transporte adecuado

• Hazte más consciente y educa a otros sobre temas relacionados con el cambio climático

A pesar de que muchos países industrializados no son inmediatamente afectados por la posible desaparición de varias islas del Pacífico, se enfrentarán eventualmente a las consecuencias de sus políticas de inactividad, a través de las condiciones ambientales de estas islas y el aumento del desplazamiento de refugiados climáticos. Los países que contribuyen en gran medida al cambio climático deberían asumir más responsabilidad por las consecuencias perjudiciales de su consumo de energía. Además, el hundimiento gradual de las islas del Pacífico hace necesario la adopción de un marco internacional que reconozca oficialmente a los refugiados climáticos y persiga políticas activas para combatir el cambio climático, con la esperanza de salvar a las Islas Marshall y su cultura de la desaparición.

 Christina Tatum

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Facebook IconYouTube IconTwitter IconLinkedInLinkedIn