Sociedad y Medio Ambiente

Patrimonio verde de Madrid

Junio 2013

Madrid es la ciudad con más árboles del mundo después de Tokio, con tres millones censados y más de 200 especies distintas. Más de la mitad de las calles (55%) los poseen, y el Ayuntamiento se ocupa del cuidado de 5.000 hectáreas de zonas verdes. Hay dos nuevas en fase de preparación: Casa del Campo del Norte, con 1.100 hectáreas y Valdebebas, con 500. 



A su vez, los nuevos espacios verdes tendrán un diseño paisajístico más sostenible. Se acabarán las extensiones de césped, que consume mucho agua, y será sustituido por hiedra, que apenas necesita cuidados y enseguida adquiere una imagen frondosa. Se plantarán especies autóctonas, como pinos piñoneros, carrascos y encinas. Madrid cuenta en la actualidad con zonas específicas de palmeras, que consumen muy poco agua, pero tienen el inconveniente de que se hielan fácilmente. Se seguirán poniendo plátanos, pese a los problemas de alergia asociados, se evitarán los olmos, porque son especies con tendencia a inclinarse en búsqueda de luz, y se arrancarán los chopos por su facilidad al romperse. 



El Ayuntamiento posee tres viveros, en el Retiro, en la Casa de Campo y en Puerta de Hierro, aunque necesita comprar más especies, al no producir la cantidad suficiente. 



Los árboles se han convertido en esta legislatura en el arma de la confrontación política. Sus cifras son objeto de controversia. Según el Ayuntamiento, 19.000 árboles se verán afectados por las obras de la M-30, de los cuales 13.000 han sido talados y 6.000 trasplantados. En compensación, se afirma haber plantados 253.994 unidades en 337,3 hectáreas. 



Existen otros tipos de islotes verdes que en los últimos años están floreciendo en medio del asfalto de la capital. Ya son alrededor de una veintena los huertos urbanos que han brotado en la Comunidad de Madrid: el huerto de la Piluca (Tetúan), Esta es una plaza (Lavapiés), el solar del patio Maravillas (Centro), el huerto de Adelfas (Vallecas), Casablanca (Antón Martín)… La mayoría de ellos son espacios autogestionados que trabajan los vecinos en colaboración con colectivos presentes en diversos centros sociales, que impulsan desinteresadamente la actividad. 



La tarea es fácil y barata, según los expertos. Ni siquiera es imprescindible un colectivo para respaldar el proyecto. 



Los huertos urbanos empiezan a ser una realidad. Algunos incluso osan colarse en los emblemas de la capital para arrancar un retal de asfalto. Un ejemplo: entre los 1000 metros que separan las exóticas Torres Kio del complejo de Las Cuatro Torres, desemboca una modesta calle llamada Mártires de la Ventilla. La mayoría de los paseantes tienden a mirar hacia arriba al cruzar este lugar. Pero pruebe a bajar la vista. Allí mismo hay un huerto urbano.

Fuentes: 


El País, 5 junio 2006
El País, 31 agosto 2010
Crónica Norte, 24 junio 2013

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Facebook IconYouTube IconTwitter IconLinkedInLinkedIn