Estás en: Fundación Vida Sostenible > Informe > Residuos > Gestión de residuos > Sistemas de gestión y recogida > Gestión de residuos en los próximos 10 años

Residuos

Gestión de residuos en los próximos 10 años

Noviembre 2012

Se han producido cambios normativos en materia de residuos en los últimos años.

En 2008, se aprobó la nueva directiva europea de residuos y el Plan Nacional Integrado de Residuos (PNIR). Además, el Ministerio de Medio Ambiente y Rural y Marino (MARM) ha elaborado un borrador de anteproyecto de ley de residuos, que traspondrá la mencionada directiva y que sustituirá a la actualmente vigente ley 10/98 de residuos. Estas normas van a diseñar el marco en que se moverá la gestión de los residuos en España.

En España, la legislación sobre residuos ha tenido algunos hitos importantes. La aprobación de la Directiva 94/62/CE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 20 de diciembre, relativa a los envases en 1994 y su posterior transposición a la legislación española través de la Ley 11/1997 de envases y residuos de envases, puso en marcha un modelo de recogido selectiva de envases, que además de estar alcanzando unos bajísimos objetivos de recuperación y reciclaje, especialmente en los envases plásticos, está dificultando la solución de los problemas ambientales asociados a la gestión de los residuos urbanos.

Esta ley de envases preveía un sistema de gestión; los sistemas de depósito, devolución y retorno (SDDR), que facilitarían la devolución de los envases, su recogida y tratamiento adecuado y por tanto altos índices de reciclaje. Sin embargo, la industria del reciclado optó, por el sistema alternativo que la ley preveía; los sistemas integrados de gestión (SIG), la bolsa amarilla, que no ha logrado reducir la cantidad de residuos de envases, obteniendo bajos niveles de reciclaje y de las calidades de los materiales recuperados.

La implantación de sistemas de depósito, devolución y retorno, habría incrementado el uso de los envases reutilizables y los niveles de recogida y reciclaje de envases de un solo uso. La puesta en marcha de este modelo de recogida, con la potenciación de la recogida selectiva de envases, ha dejado a la materia orgánica en un muy segundo plano, siendo ésta más del 40% en peso de los residuos urbanos.

La Directiva de residuos 2008/98//CE (DOUE 22-11-2008) modificó la jerarquía de residuos estableciendo cinco pasos (prevención; preparación para la reutilización; reciclado; otro tipo de valorización y eliminación).

Las nuevas definiciones de subproducto y fin de la condición de residuo tienen un gran potencial para la mejora en la gestión pero con algunos aspectos problemáticos, ya que esas nuevas definiciones dejarán sin aplicación la extensa legislación de residuos a estos nuevos productos.

El objetivo prioritario de estas nuevas definiciones debe ser la de primar la valorización material de los residuos, su reutilización como nueva materia prima, que disminuya el consumo de recursos y ahorre los impactos y consumos asociados a la nueva extracción y procesado de materiales. Por otro lado, en el caso del fin del caso de residuo, facilitar su reciclaje material.

Otro aspecto importante de la nueva directiva es la inclusión de la responsabilidad ampliada del productor, que les obligará a que los productos que finalmente se convierten en residuos los acepten, gestionen adecuadamente y se hagan cargo de los costes correspondiente a dicha gestión. También se incluye la obligación de los Estados miembros de disponer de planes de prevención de residuos, así como del establecimiento de objetivos de prevención, aunque los plazos para su cumplimiento son excesivamente largos.

Por primera una vez una directiva de residuos incluye objetivos de reciclaje para las fracciones de papel, metales, vidrio y plástico y abre la posibilidad de que los Estados incluyan entre estas fracciones los bio residuos (residuos biodegradables de jardines y parques, alimenticios y de cocina procedentes de hogares, restaurantes y otros comparables procedentes de plantas de transformación de alimentos).

La directiva hace referencia a los aceites industriales usados y prioriza la regeneración de los mismos, si así se establece en la legislación de cada país miembro. Se incluyen los residuos peligrosos estableciendo las condiciones de control y etiquetado de los mimos, pero sin establecer objetivos.

La incineración de residuos urbanos pasa de considerarse una operación de eliminación de residuos, como así lo establecía el Tribunal de Justicia Europeo, a través de varias sentencias, a considerarse una operación de valorización si se cumple con una fórmula de eficiencia energética. Esta es una fórmula a medida que no refleja la baja eficiencia de estas plantas, que se sitúa en torno al 20% de la energía que contienen los residuos cuando se utilizan para generar electricidad.

Reciclaje del plástico y creación de empleo

La jornada “Sostenibilidad, Reciclado y Valorización de los Plásticos” realizada en Valencia, la que asistieron varios representantes de la Unión Europea, nacionales y autonómicos, asociaciones empresariales, empresas del sector plástico y expertos de primer nivel de diferentes países terminó con la conclusión de que “El reciclaje del plástico creará 160.000 empleos en Europa hasta el año 2020 si se consigue el objetivo de una tasa de reciclado de un 70%”.

El reciclado de plásticos actualmente en la unión Europea es de un 26% de media, aunque los distintos países varían mucho las cifras. España tiene un 20% de reciclaje de plástico, mientras que otros, como Suiza, Alemania, Austria o Suecia presentan un 76%.

Este desfase con los países que ejercen el liderazgo en materia de medio ambiente, constituye sin embargo una oportunidad económica para España. Hasta tal punto es así, que si los Estados miembros de la Unión Europea logran alcanzar los objetivos de reciclado en el horizonte de 2020, este sector de actividad creará por sí solo un total de 160.000 empleos hasta entonces.

Uno de los objetivos del encuentro ha sido plantear vías para que las empresas de la Comunidad Valenciana puedan aprovechar los residuos plásticos cuyo reciclaje no es viable y que actualmente se destinan a vertedero para crear combustible o como fuente de energía.

En la jornada, empresas como Mercadona también han presentado su apuesta por la sostenibilidad a través de productos en los que se han tenido en cuenta las pautas que emanan del ecodiseño, presentando ejemplos de cómo los plásticos ayudan a transportar más con menos recursos garantizando siempre la máxima calidad y seguridad. La transformadora valenciana Sp-Berner presentó en la jornada su estrategia de sostenibilidad y ecoinnovación en plásticos reciclados, mostrando su línea completa de productos para la limpieza del hogar elaborados 100% con plástico reciclado.

Fuentes:

Boletín daphnia, revista sobre la conservación del medio ambiente y la producción limpia, nº53, 2010
www.alimarket.es, 21 noviembre 2012

Un comentario sobre
Gestión de residuos en los próximos 10 años

  1. Invitamos a unir ideas y estrategias para, encarar la lucha contra la Incineración de los RSU, comenzando con inundar a los Tribunales de Justicia de la Ciudad con miles de Pedidos de Amparo y acordar una rápida presentación ante la Corte Suprema del pedido de nulidad de la reforma de la Ley de Basura Cero por ir contra los compromisos internacionales firmados a partir de la COP 21, COP 23 y los ODS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Facebook IconYouTube IconTwitter IconLinkedInLinkedIn